Posts etiquetados ‘London’


El contenido de la entrada ha sido trasladado al nuevo blog. Pulsa el siguiente enlace para leer la entrada completa.

IAAF World records (II). En plena adolescencia


El contenido de la entrada ha sido trasladado al nuevo blog. Pulsa el siguiente enlace para leer la entrada completa.

IAAF World records (I). Cuestión de velocidad


No he querido haceros esperar hasta el final. Os dejo la respuesta (1982 y 2000) y, a partir de aquí, el que quiera que siga leyendo.

En el último artículo nos quedamos a las puertas de la tan ansiada respuesta. Casi tocábamos la cifra con la punta de los dedos (del pie). Tras un exhaustivo análisis, los datos me llevaron a estas tres decisiones:

  • Eliminar a Tokyo del análisis global por disponer solo de información desde 2007.
  • Corregir la cifra de finishers de Boston 1996 y dejara en un valor de continuidad: 9.944 finishers.

  • Corregir la cifra de finishers de Berlin 1990 y dejara en un valor de continuidad: 14.141 finishers. Entiendo que el ascenso se debe a un evento ajeno a la propia carrera. La gente tenía un motivo de celebración y decidió correr el maratón en masa.

Con estas nuevas premisas, nuestro universo de trabajo es el siguiente:

La evolución del número de finishers queda así:

El gráfico presenta un crecimiento bastante homogéneo a primera vista pero, si nos fijamos bien, hay varios puntos interesantes:

  • 1978: escalón.
  • 1981-1982: escalón.
  • 1988 – 1999: las barras quedan por debajo de la tendencia, una desaceleración en el crecimiento.
  • 2000: escalón.
  • 2003: escalón.

En tableau podéis consultar muchos gráficos más que no voy a reproducir aquí.

Pasamos a los incrementales que seguro que nos aportan más luz.

Pasados los primeros años donde, si bien los incrementos porcentuales son elevados, los absolutos no lo son, 1977 se erige como el primer gran salto. De hecho, el ascenso sigue siendo notable hasta 1981. A partir de aquí, 1986, 2000 y 2003 son los siguientes picos.

Sigo sin estar conforme con el resultado porque los datos no son del todo homogéneos, esto es: en algunos años hay una carrera, en otros dos carreras, etc. Os pongo todo el recorrido para que valoréis lo trabajosos que pueden llegar a ser estos estudios.

¿Siguiente paso? Acotar el estudio a aquellos años en los que tengo datos de todas las pruebas (quitando Tokyo): 1981 – 2017. El corte lo marca Londres. Es una pena perdernos los 70 pero o bien no tengo datos o bien las carreras son más recientes. Ya tengo un nuevo reto, añadir carreras a la lista. De esta forma, nos quedamos con 37 ediciones de cada una de las 7 carreras (5 WMM + Paris Marathon + BSS).

La evolución de los finishers en estos 37 años es:

Ahora cuesta un poco más identificar los escalones. Vamos a por los gráficos incrementales:

 

Al haber acotado el estudio, desaparecen los elevados porcentajes previos, pero identificamos 4 o 5 escalones bastante claros:

  • 1982: +12.787 finishers; +31,84%.
  • 1986: +10.748 finishers; +17,32%.
  • 2000: +20.797 finishers; +14,39%.
  • 2003: +18.818 finishers; +11,01%.
  • 2009: +11.023 finishers; +5,33%.

Como siempre, todos los gráficos disponibles en tableau.

Ha sido un placer compartir esta aventura con vosotros. Seguiré intentando conseguir más datos para actualizar el estudio.

¡Hasta pronto!


Una vez finalizados los análisis individuales, en este post trataré por fin de dar respuesta a la pregunta original de esta serie de publicaciones: ¿cuándo se produjo el boom del running? ¿cuándo se popularizó este deporte cuyo origen se remonta a la antigua Grecia.?

Runningfooting, correr o jogging, son algunos de los términos más usados en la actualidad para referirse a la carrera continua, el acto por el que alternativamente los pies tocan el suelo a una velocidad mayor que al andar.

He reunido todos los datos relativos a participantes y a ritmos medios que me ha sido posible de las siguientes carreras:

  • Abbott World Marathon Majors (Tokyo, Boston, London, Berlin, Chicago y New York City).
  • Paris Marathon.
  • Behobia – San Sebastián (BSS).

El estudio abarca el periodo 1942 – 2018 si bien no dispongo de datos de todas las carreras en todos estos años.

Esta es la ficha del estudio:

Si habéis seguido los análisis individuales ya sabréis que a lo largo de las 338 ediciones he encontrado unos pocos valores (número de finishers) anómalos. Observaciones con las que tenemos que hacer algo:

  • Berlin – 1990: la reunificación de las dos alemanias provoca un aumento anómalo de finishers (al año siguiente el valor vuelve a al normalidad). Mantengo la observación.

  • Boston – 1996: la celebración del centenario de la carrera provoca un aumento anómalo de finishers (al año siguiente el valor vuelve a al normalidad). Mantengo la observación.

  • Boston – 2013: un atentado con bombas impide que 5.633 corredores crucen la linea de meta. En el dato de finishers, la organización ya incluye a estos corredores (con un tiempo proyectado).
  • Boston – 2014: los acontecimientos del año anterior provocan un aumento anómalo de finishers (al año siguiente el valor vuelve a al normalidad). Decido restar 5.633 finishers.

  • Chicago – 1987: no se celebra la prueba por falta de presupuesto. Establezco un valor de continuidad: 6.984 finishers.
  • Chicago – 1990: no dispongo del número de finishers. Establezco un valor de continuidad: 5.890 finishers.

  • NYC – 2001: los atentados del 11-S hacen disminuir el número de finishers de manera anómala. Establezco un valor de continuidad: 30.605 finishers.

  • NYC – 2012: el huracán Sandy impide la celebración de la prueba. Establezco un valor de continuidad: 48.687 finishers.

  • Paris – 1991: la carrera no de celebra por la guerra del Golfo. Establezco un valor de continuidad: 9.678 finishers.

  • 2018: se elimina del estudio puesto que no todas las carreras que forman parte del estudio han disputado (aún) la edición de este año.

Una vez tomadas las decisiones sobre los valores anómalos, nuestra muestra tiene la siguiente forma:

La evolución histórica global del número de finishers es la siguiente:

Los picos de Berlin (1990) y Boston (1996) destacan claramente.

En términos absolutos, a primera vista, se aprecian 3 escalones (1990, 1996, 2007). Quizás el año del centenario de Boston deba ser corregido…

Qué pasa si clusterizamos (agrupamos) nuestra muestra. Si optamos por 3 clusters, este es el resultado (con cortes en 1996 y 2007):

Si optamos por 4 clusters, este es el resultado (con cortes en 1982, 1996 y 2007):

Coincide con lo que veíamos en la primera gráfica.

Si 1996 debe su “corte” en gran medida a Boston, 2007 lo debe a Tokyo (primer año del que dispongo de datos). Me parece que vamos a tener que corregir estos dos hechos para poder ofrecer unas conclusiones más sólidas y no tan circunstanciales.

Los gráficos incrementales apuntan a un boom mucho más temprano, a finales de los 70:

Os había prometido una respuesta pero me temo que no va a poder ser… todavía. Así es el análisis de datos, un proceso vivo que no siempre te lleva a donde pensabas a la primera.

Espero que el análisis os haya gustado y os emplazo al siguiente post para conocer la respuesta ¿definitiva?

Como siempre, más información en tableau.

#run #running #berlin #berlinmarathon #boston #bostonmarathon #sansebastian #behobiasansebastian #boostbehobiass #nycmarathon #newyorkcity #tokyo #tokyomarathon #paris #parismarathon #london #londonmarathon #chicago #chicagomarathon #rstudio #tableau #datascience #runningboom


El contenido de la entrada ha sido trasladado al nuevo blog. Pulsa el siguiente enlace para leer la entrada completa.

El boom del running (IV)


U2 THE JOSHUA TREE TOUR 2017

London, UK.

8 de julio de 2017.

Twickenham Stadium.

Teloneros: Noel Gallagher's High Flying Birds.

Aquí va mi crónica personal sobre el concierto. Tenía muchas ganas de este show ya que, desde que sigo a U2, tenía la espinita de no haber estado en un concierto del Joshua Tree Tour original. Quizá sea porque tendemos a idealizar el pasado y, en mi caso particular, los 80, pero la verdad es que esos shows en estadios gigantes, en esa época, con la banda mucho más joven, tuvieron que ser la caña.

Estábamos sentados en grada baja (penúltima fila de la grada baja), en el lateral derecho del escenario. La visibilidad era media, ya que estábamos bastante escorados. El sonido instrumental era muy bueno pero a Bono no se le entendía demasiado bien. Y tenía la voz ligeramente tomada.

Por restricciones municipales, el concierto empezó muy pronto (la hora de finalización no podía sobrepasar las 22:30). U2 empezó a tocar pasas las 20:15 y acabaron sobre las 22:35. Empezaré por el final, que fue muy emotivo. Noel Gallagher, que tocaba como telonero con los Hugh Flying Birds, subió al escenario guitarra en mano y todos juntos tocaron "Don't Look Back In Anger," de Oasis. Era la primera y, a día de hoy, la única vez que U2 ha tocado este tema. El estadio entero coreando este éxito de Oasis. Sobrecogedor.

Otro aspecto a tener en cuenta es que, al empezar tan pronto y estar en verano, la primera parte del show es con luz natural y eso, quieras que no, desmerece un poco. De hecho, la pantalla gigante no se utiliza hasta “Where The Streets Have No Name”.

El concierto gira en torno al álbum “The Joshua Tree” y, de hecho, tocan de corrido las 11 canciones, respetando el orden original del disco. Esto le ha obligado a trabajar mucho sobre canciones que o bien no se habían tocado nunca en directo o bien no se tocaban desde finales de los 80: "Red Hill Mining Town" nunca se había tocado en directo; "Running To Stand Still" no se había tocado desde 2005; "Trip Through Your Wires" no se tocaba desde el tour original y "Exit" no se tocaba desde el Lovetown tour en 1989. Otras como "In God's Country," "One Tree Hill" y "Mothers Of The Disappeared" se han tocado más recientemente pero de manera contada en las giras recientes.

Todo el disco viene acompañado de unos vídeos muy trabajados y con mucho mensaje que evocan la época del Joshua Tree.

No tengo claro si "The Joshua Tree" es mi disco favorito. Se me hace difícil hablar de ese concepto. A mi modo de ver, cada uno de los discos de la banda tiene grandes canciones y el Joshua Tree, desde luego, tiene 3 muy potentes (creo que no hace falta mencionarlas) y que han resistido muy bien el paso de los años. Siempre he tenido a "The Joshua Tree" y a "Achtung Baby" en mi top y mira que son diferentes. Con el paso de los años, "POP" ha ido escalando posiciones en mi ranking particular. Son canciones más personales, más íntimas y, quizás, menos populares.

Volviendo al show, me encantó volver a escuchar “Bad” (no me había coincidido en los últimos shows y es una de mis favoritas). Acto seguido, “Pride”, otro tema que soporta muy bien el paso del tiempo y que tiene mucha fuerza en directo.

Tras recorrer el Joshua Tree, la banda se retira unos pocos minutos y vuelve con “Beautiful Day”, otra canción que da muy bien en directo y que engancha al público. Le siguen “Elevation” y “Vertigo” (toda una sorpresa para mí – no pensaba que esta canción iba a aguantar el paso de los años). Turno para Achtung Baby con One y Ultraviolet y para “The Little Things That Give You Away” del siguiente disco (Songs of Experience).

Set List principal:

  • Sunday Bloody Sunday, The Magnificent Seven (snippet).
  • New Year's Day.
  • Bad, Heroes (snippet), Where Are We Now (snippet).
  • Pride.
  • Where The Streets Have No Name, California (There Is No End To Love) (snippet).
  • I Still Haven't Found What I'm Looking For.
  • With Or Without You.
  • Bullet The Blue Sky.
  • Running To Stand Still.
  • Red Hill Mining Town.
  • In God's Country.
  • Trip Through Your Wires.
  • One Tree Hill.
  • Exit, Eeny, Meeny, Miny, Moe (snippet).
  • Mothers Of The Disappeared.

Bis:

  • Miss Sarajevo.
  • Beautiful Day, Alison (snippet).
  • Elevation.
  • Vertigo, Rebel Rebel (snippet).
  • Happy Birthday.
  • Ultraviolet (Light My Way).
  • One with Hear us coming, Lord.
  • The Little Things That Give You Away.
  • Don’t Look Back In Anger with Noel Gallagher.

En resumen, un show diferente a lo habitual, con la banda tocando un disco entero y en el orden original, salpicado con grandes éxitos de otros discos. A Bono se le ve en forma y quizás a The Edge le vi un poco “paradillo”. Pero bueno, lo pasamos genial y esperando a la próxima gira o a un golpe de suerte para poder verles este otoño en USA…